domingo, 16 de marzo de 2014

Abrazos

Así, como ocurre con los ojos que se acostumbran, 
ven en la oscuridad,
también ocurre que el efecto la luz, 
es tan fuerte y profunda,
que deja su impronta, su halo de luminosidad.
Así también uno reconoce el pase mágico de quien sabe,
y produce una transformación.
Esa luz de primera mano, me dejo en la piel del ser una señal.
Luego cada encuentro, cada gesto, cada mirada de filo,
fue sutilmente corriendo un delgado velo.
Catalizando un proceso esperado, desconocido, necesario.
Como una llave adecuada de arranque.
Un rato nomás...
Y la gratitud infinita.
Porque sentir y ver tu intensidad, 
me mostraron mi propia naturaleza.
Tomar y hacer propio lo que tenía.
Así como el abrazo que das.
Me lo diste a mí,  fue un regalo, que aprendí y sentí para dar.
Delicada red de gestos amorosos, solo porque pueden darse.
Libres y plenos.
Eso, para mi es Belleza y Amor.
Bondad sin espera.


Tu riqueza 
me enriquece!

6 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Y además te inspira muy bien.
Es una riqueza hermosa.

Besos.

Darío dijo...

Contagiarse de la luz, después ser luz. Un abrazo.

raúl dijo...

delicada red de gestos amorosos... me ha encantado. un abrazo, que siga creciendo la colección! :)

jordim dijo...

Un buen poema.

Syd dijo...

Pues si que te hace muy bien eh?
Que continue asi.

Espérame en Siberia dijo...

Cuánta inspiración se te nota aquí, ¡me encanta!

Te mando un número infinito de abrazos.