viernes, 24 de abril de 2009

Ineffable




"Comencé a intuir de qué modo se puede
poseer un amor eternamente.

A veces, leyendo un libro, descubría una nueva idea;
era como un beso.

Me acariciaba el pelo y me dedicaba
una sonrisa cálida y perfumada,

y yo tenía la misma sensación
de haber dado en mí un paso adelante.

Todo lo que me era importante y definitivo,
adquiría su figura.

Podía transformarse en cada uno
de mis pensamientos,

y cada uno de mis pensamientos
se transformaban".



"Me ha llamado hoy.
Ya sabe por qué no he acudido.
Pero no lo olvide;
ahora conoce la llamada y
siempre
que necesite a alguien que lleve la señal,
llame usted de nuevo."

De Demian-Herman Hesse.

3 comentarios:

RAÚL dijo...

qué precioso combate entre jorane y su chelo, se aman, se odian... GREAT!

GINEBRA dijo...

Herman Hesse, leí hace mucho Demian y El Lobo Estepario... muy contundente. Besitos

JESUS y ENCARNA dijo...

genial esta mujer!!!
Muaks
Encarna