miércoles, 24 de febrero de 2010

Cambiando lentes…




Hoy, así como quien corre un velo, el color llegó más brillante!
Ni mejor ni peor.  Entendiendo cosas de alienados.
Y decir:
Un minuto hacia adentro,  seguro te muestra mejor hacia afuera.
Ser amables con nosotros mismos,  suma granos de arena a la gran playa.
Sin esconder algunos besos, algunos abrazos.
Andar los mismos senderos, viendo con otros lentes.

4 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Buena receta esa.
Aunque se nos olvida con facilidad.

Besos.

raúl dijo...

la amabilidad empieza necesariamente por uno mismo, desde luego. me encanta la foto.

GINEBRA dijo...

De eso se trata, de caminar los mismos senderos con más puntos de vista. Besos

Claudia. dijo...

andando con otros lentes y, a veces, con ninguno; quizá esa sea la clave